contador de visitas Viviendas en Plaza de Alcántara nº 46 y 48 y en calle Blas Ortega nº 34. Estepona (ciudad)
Estepona

Viviendas en Plaza Manuel de Alcántara nº 46 y 48 y en calle Blas Ortega nº 34 (ciudad)

Volver al InicioTodas las Rutas. EsteponaRuta del Siglo XIXRuta del BarrocoRuta del Barroco. EsteponaRuta de las Casas BarrocasRuta del Siglo XVIIIRuta del Siglo XVIII. EsteponaConsultar Ruta de las Casas BurguesasRuta del Siglo XXRuta de las Casas PintadasRuta de las Casas Pintadas. EsteponaRutas por MunicipiosIr a Todas las RutasDirectorio1Directorio 2BibliografiaDiccionarioContactar con el Administrador


 

Foto 1En el entramado de calles del núcleo histórico de Estepona he podido contemplar una serie de viviendas de indudable interés patrimonial, a pocos pasos de la iglesia de Santa María de los Remedios. Se trata de los números 44 (ant. 48), 42 (ant. 46) y 40 de la Plaza Manuel de Alcántara. Por último el nº 34 de la vecina calle Blas Ortega, asimismo con entrada por calle María Espinosa nº 2. He seleccionado estos inmuebles porque han sido los que en principio y tras una primera visita a esa ciudad más me llamaron la atención, sin desmerecer otros muchos que aún se conservan y que en el futuro iré comentando en nuestra web.

Foto 2Los situados en la plaza Manuel de Alcántara se encuentran alineados entre sí y con orientación noroeste a sureste (foto 1).

Creemos con casi total seguridad que el numerado con el 42 (ant. 46) es una construcción de finales del siglo XVIII (icono verde) (foto 1, inmueble de la derecha). De planta baja más uno, consta de acceso y vano y en el nivel superior de otros dos vanos. Todos ellos poseen perfil de arco rebajado, aunque las hojas de cierre de las ventanas son adinteladas. El tejado se cubre con tejas en original disposición cóncava-convexa, casi como un doble tejado, lo que refuerza su aislamiento.

Foto 3En la planta superior, en el vano izquierdo, llama la atención un balcón de tipo preñado (foto 2), tan característico del barroco civil malagueño, y que se conserva en buen estado. Apoyado sobre una meseta de cerámica sostenida por barrotes de hierro, igualmente característico del período, posee perfil curvilíneo, con el consabido semicírculo central, barrotes cuadrangulares y helicoidales, dados centrales y decoración en S enfrentada. Del mismo modo, las ventanas de doble hoja y las contraventanas así como la puerta de acceso han de ser preservadas.

Foto 4El deterioro de las distintas capas exteriores de pintura monocromática, consecuencia de su general abandono, está dejando ver que lo que parece ser la fachada original del inmueble se encontraba decorada con pinturas murales. Sobre el arco rebajado del mencionado balcón preñado aparece un simulado despiece de dovelas de color negro (foto 3), separadas por llagueado. Se puede distinguir cómo el dibujo continuaría por el recercado. Asimismo, entre el mencionado balcón y el vano situado a su derecha, bastante separados, se deja ver una especie de gran candil plano del mismo color que las dovelas, con letras incisas e ilegibles en su interior (aunque en la última línea podría leerse 1769), formas escamosas en su perímetro y lo que parecen dos patas de una posible ave en la parte inferior (foto 4). Además, aquí y allá la desaparición de las capas exteriores muestra como la fachada poseía pintura decorativa en toda o en buena parte de su superficie.

La mencionada separación entre vanos, o la existencia de una extensa superficie de muro liso en las fachadas de las viviendas, diferenciándose de lo común en cuanto al ritmo hueco-muro que observamos en la mayoría de estos inmuebles, puede hacernos pensar en la existencia de programas pictóricos ocultos, como ya estudiamos en Monda en la casa ubicada en calle Doctor Jiménez Encina nº 2, en el mismo estado de conservación que la que nos ocupa.

Foto 5En cuanto a la vivienda situada a su derecha, numerada con el 40, compuesta por acceso y vano superior, parece continuación de la anterior, al menos el tejado así lo demuestra, sólo que los huecos son de mayor tamaño, rompiendo la lógica regularidad, lo que indica que pudo haber sufrido reformas posteriores. El vano del nivel superior posee balcón con meseta de cerámica, rejería de esquinas redondeadas y decoración con motivos en S, posterior al tipo preñado, comentado más arriba, y en transición hacia las formas más comunes del siglo XIX. Evidentemente la recuperación de la fachada del nº 42 incluiría también la de este nº40.

Foto 6Adosada a la comentada vivienda nos encontramos con la nº 44 (ant. 48) (icono azul) (fotos 5, 6 y 7), que podemos datar hacia principios del siglo XX, con clara influencia de formas muy comunes a finales del XIX en este tipo de edificios. En su frente principal (foto 5), orientado hacia la plaza, posee planta baja más dos niveles con dos vanos de arco rebajado en cada uno de ellos, de mayores dimensiones el de la primera planta. El nivel de calle se soluciona con dos accesos, igualmente con rosca rebajada, donde imaginamos que el de la izquierda daría paso a alguna tienda o negocio. Todos los vanos y accesos se recercan con molduraje ancho y plano hasta la base de la jamba, y los sobredinteles del primer nivel con discretos motivos orgánicos (flor central y hojarascas laterales). Entre cada planta se establece una separación mediante imposta con forma de simplificado entablamento. El extremo derecho se enmarca con simuladas pilastras lisas de capitel de tipo jónico. La falta de axialidad de la fachada nos hace pensar en otros posibles planes para cerrar el alineamiento norte de la calle, que quizá nunca se llevaron a cabo.

Foto 7Cada uno de los cuatro vanos posee una rejería de hierro sobre meseta de piedra que a su vez apoya en ménsulas de roleo. Los balcones, de frente plano, constan de barrotes circulares con sencillas arandelas decorativas en el centro y extremos. Una banda horizontal lo recorre por la parte inferior con motivos parecidos a grecas entre flores de lis. Otros dos elementos refuerzan el valor patrimonial del inmueble. El hastial del lado este se soluciona con un característico tejado quebrado, retranqueándose el muro en todo su ancho, donde sobreviven interesantísimas ventanas de madera en muy mal estado de conservación. En el triángulo que forma el quiebro del mencionado tejado permanecen placas suponemos que de acero, que formarían tracería, característica de la arquitectura pintoresca de principios del siglo XX, aunque en este caso desconocemos si la misma fue añadida con posterioridad, ya que no entendemos el sentido de unas formas tan poco estéticas en esta sección del edificio (foto 6). El frente oeste se soluciona con una torrecilla cuadrangular (foto 7), comunes en la arquitectura malagueña, abierta en cada lado por vanos rectangulares y con tejado a cuatro aguas, donde en su discreto alero se ha dispuesto una original tracería con motivos contínuos en semicírculo y en cada uno de ellos un pequeño agujero central.

Foto 8Por último el cercano inmueble que hace esquina entre calle Blas Ortega y calle María Espinosa (icono rojo) (foto 8), en peor estado de conservación que los anteriormente comentados, es un magnífico ejemplo de arquitectura civil, con elementos claramente datables en el XIX y otros más cercanos al XVIII como ahora veremos. Se trata de una vivienda de importantes dimensiones, que se extiende sobre todo por calle María Espinosa donde se abren varios accesos a la misma. Consta de planta baja más uno, separadas por una gruesa imposta moldurada. El nivel superior se cierra con un gran alero en forma de cornisa clásica con destacadísimo molduraje compuesto por caveto o nacela (cuarto circular cóncavo) y talón o cima reversa. Estas dimensiones nos recuerdan en parte a ciertas construcciones militares del siglo XVIII donde se utilizaban similares proporciones para delimitar el contorno moldurado de las edificaciones. El tejado actual es a dos aguas, aunque pensamos que en realidad este cierre superior es posterior a su construcción pues se hace visible la existencia de un antepecho compuesto por machones y barrotes de hierro, que el hastial formado por el tejado ha casi cubierto. Las ventanas de mayores dimensiones son las que asoman a la calle Blas Ortega, vía que comunica directamente con la plaza de la iglesia. Constan de doble hoja con balcón de meseta sostenida por placas metálicas, como en el XVIII, y barrotes de frente plano con decoración ochocentista. Se recercan completamente, al igual que los balcones que dan a la calle María Espinosa, donde al inicio de la misma se observa un conjunto de tres de estos balcones, de mayores dimensiones el central, y más hacia el fondo vanos más pequeños.


Cómo llegar. Es muy fácil. Se ubica en pleno centro histórico, a unos metros al sur de la principal iglesia de Estepona, Santa María de los Remedios, en concreto la siguiente calle paralela entrando por Blas Ortega.

Museografía. Conservación. Didáctica. Se hace necesaria una pronta restauración de todos los inmuebles estudiados. Se mantienen en pie, pero no parece que haya mucho interés por retirarles la suciedad, cables y demás añadidos, saneamiento de grietas, etc., consecuencia de su nula estimación como bienes culturales a proteger. Mi primera visita a los mismos fue en 2019. La segunda en agosto de 2022 cuando compruebo que no se ha hecho nada por su rescate, por lo que la situación es aún peor. Las pinturas han de ser recuperadas urgentemente, y conservados los elementos patrimoniales que todavía permanecen. En la restauración de las fachadas se debe continuar la tradición de los albañiles de la época en la que fueron construidas, evitando superficies exageradamente lisas y tratamientos simplificadores que resten al edificio su potencial patrimonial.

Ubicación
(Google Earth):
Calle Blas Ortega nº 34      
Coordenadas U.T.M. Grados, minutos, segundos. Grados decimales. Grados, minutos decimales. Sistema militar de referencia por coordenadas.
30 S
307550.19m E
4033371.57m N
36º25'34.59'' N
5º08'48.36'' O
lat. 36.426274º
long. -5.146767º
36º25.576' N
5º8.806' O
30SUF0755033372

Ubicación en googlemaps©:
mapa
 

Terminado, incorporado a la página y subido a la red el10/08/2022. nº 503. vecmálaga©

SUBIR